Noticias de última hora

Juristas llaman a la prudencia a presidente Suprema y procurador

Las fundaciones Institucionalidad y Justicia (Finjus), Justicia y Transparencia y la Alianza Dominicana Contra la Corrupción (Adocco) hicieron ayer un llamado a la cordura, reflexión y la prudencia al presidente de la Suprema Corte de Justicia y del Procurador General la República, ante el impasse surgido a raíz de la sentencia en el caso del senador Félix Bautista.
Servio Tulio Castaños Guzmán, Trajano Vidal Pontentini y Julio César de la Rosa Tiburcio calificaron de vergonzoso el hecho de que el presidente de la Suprema Corte, Mariano Germán Mejía, y el procurador Francisco Domínguez Brito diriman sus diferencias políticas partidarias en el seno del Poder Judicial.
Castaños Guzmán dijo que no es bueno para el sistema de justicia el enfrentamiento entre el presidente de la Suprema y el Procurador, por el caso del senador Félix Bautista, donde toda la sociedad dominicana ha puesto su mirada, por considerarlo emblemático.
Manifestó que en el marco de un caso que a su juicio ha generado tanta atención, lo correcto y prudente es que entre los dos principales líderes del Poder Judicial y del Ministerio Público no se produzcan discusiones públicas de esa naturaleza.
Indicó que lo correcto es que cualquier discusión entre los dos actores se den en el escenario ideal que será el tribunal apoderado para conocer el recurso de apelación presentado por el Ministerio Público en contra de la decisión del juez de la Instrucción Especial de la Suprema Corte, que emitió un auto de no ha lugar en favor del senador Félix Bautista y los demás imputados. “Yo espero que se imponga el buen juicio y que los actores se concentren sobre la base de sus atribuciones, pero no llevar a la opinión publica un debate que a fin de cuentas tendrá que ser conocido en un escenario que es la que la ley establece, como es lo es el tribunal”, acotó el jurista.
Decisión 
De su lado, Pontentini dijo que las decisiones de los jueces se atacan por los mecanismos correspondientes y que por consiguiente al Procurador se le fue la mano al cuestionar el sistema judicial al no ser favorecido con una decisión, ya que eso le corresponde a la sociedad civil.
El jurista sostuvo que los ataques del jefe del Ministerio Público al sistema judicial afectan la seguridad jurídica y la credibilidad del sistema de justicia que tiene el país.
“Para nosotros es motivo de alarma y preocupación, entendemos que se tiene que llegar a la prudencia y la reflexión sobre el trabajo que tiene que hacer en sociedad tanto el Ministerio Público como la Suprema Corte de Justicia”, adujo Vidal Pontentini.
Mientras que De la Rosa Tiburcio manifestó que eso agrava considerablemente la imagen de la justicia dominicana, donde ellos son los principales líderes y que deberían predicar con el ejemplo, ya que esas diferencias se empezarán a manifestar en los niveles medios y bajos de la judicatura nacional, en detrimento de la población que requiere de la protección de ese estamento público. 
(+)
PINA ACEVEDO DICE QUE DECISIÓN FUE VALIENTE 

El jurista Ramón Pina Acevedo afirmó ayer que la sentencia dictada por el juez de la Instrucción Especial de la Suprema Corte de Justicia en el caso del senador Félix Bautista está ajustada a sólidos principios constitucionales y en obediencia a reglas imperativas del derecho procesal.
El ex Procurador General de la República, calificó como valiente, honesta y acertada la decisión del juez Alejandro Moscoso Segarra de emitir un auto de no ha lugar a favor del senador por San Juan y de los demás implicados en presuntos actos de corrupción y de lavado de activos.
El jurista destacó que la decisión de Moscoso Segarra luce un conocimiento profundo no solo del derecho procesal, sino de todo el armazón constitucional que protege al ciudadano contra las injusticias.
Se recuerda que el juez declaró la nulidad de la acusación presentada por el Ministerio Público en contra del senador, Soraida Abreu Martínez, José Elías Hernández García, Bolívar Antonio Ventura, Carlos Manuel Ozorio, Bienvenido Apolinar Bretón y Grisel Aracelis Soler, y emitió un auto de no ha lugar a favor.
Pina Acevedo dijo que es difícil, por no decir imposible, dudar de la rectitud y honorabilidad del magistrado Moscoso Segarra, quien ejerció primero como ayudante del fiscal del Distrito Nacional.
Manifestó que posteriormente Moscoso Segarra fue fiscal titular del Distrito Nacional, donde desarrolló una inolvidable y correcta labor que no ha podido ser superada, todo sin contar su intervención en otros cargos de la administración pública cercanos a la Justicia, donde siempre ha salido sin mancha.
Expresó que la decisión, que la mayoría comenta sin haberla leído, revela un conocimiento cabal de la materia y un valor a toda prueba para respetar y consignar su criterio.